Visagismo

Para saber el corte de pelo perfecto según tu cara, debemos basarnos en en visagismo, o lo que es lo mismo, una serie de técnicas que resaltarán la belleza de tu rostro. No todos los rostros son iguales, por lo que no todos los cortes de cabello quedan igual a unas que a otras.

 

El visagismo es un término que hace referencia a la suma de dos elementos importantes: la palabra visage que viene del francés, y que significa cara o rostro, y el sustantivo latino ismo, que equivale a doctrina o teoría. Por lo que podríamos decir que el visagismo se encarga del estudio de las formas y proporciones del rostro en todos sus aspectos y elementos y resaltar la belleza del rostro a través del maquillaje y el peinado.

El padre del visagismo fue Claude Juillard, un estilista francés licenciado en Bellas Artes, que a finales de los 80, decidió centrarse en el estudio de las líneas, el volumen y las formas del rostro para potenciar al máximo la belleza natural de una persona, a través del maquillaje y la peluquería, de acuerdo con sus características físicas.

Lo que le llevó a Claude Juillard a profundizar en su teoría del visagismo fue, que durante las sesiones de peluquería no se tenía en cuenta ni la forma del rostro ni el color de la piel de las personas con las que se estaba trabajando. Y esto es algo fundamental para poder decantarse por un corte de pelo u otro, o por un color determinado.

¿Qué se tiene en cuenta a la hora de realizar el visagismo?

Los profesionales que realizan la técnica del visagismo, deben tener en cuenta varios factores como las características del rostro (forma, líneas y volúmenes), las tendencias actuales y las exigencias del cliente.

El rostro puede ser  alargado, ovalado, redondo, cuadrado, en triángulo… aunque esto solo es una parte del visagismo, ya que hay que analizar todos y cada uno de los elementos que componen nuestra cara.

El tamaño de los ojos, la separación de los mismo, la forma y tamaño de la nariz, de los labios, su situación dentro del rostro, la forma de las cejas, la proporción en cuanto a tamaño de la frente…para conseguir el equilibrio de los rasgos faciales. Todos estos aspectos serán estudiados y ofrecerán una información muy valiosa a la hora de realizar un trabajo de peluquería, maquillaje o estilismo.

La colorimetría, es otro de los aspectos importantes a tener en cuenta al realizar ésta técnica. Para conseguir saca el máximo partido estético al rostro hay que tener en cuenta la tonalidad de la piel y de los ojos. Así determinaremos la gama cromática perfecta para cada persona. La colorimetría es aplicable al color del cabello, maquillaje y ropa. Llevar los colores aliados, potencia el 90% de la belleza natural de cada persona.

Un trabajo bien realizado en el que se han llevado a cabo los conceptos aportados por la teoría del visagismo, mejora la imagen del cliente y por lo tanto, éste estará 100% satisfecho por haber recibido lo que ha pedido exactamente.

A continuación te mostramos una infografía descargable, donde puedes ver claramente los tipos de rostros que existen y qué corte de pelo o peinados son los más adecuados en cada caso.

Visagismo

 

 

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *